La embarcación, que tiene a Mar del Plata como puerto base de operaciones, fue trasladada a Ensenada para la reparación, a cargo del Gobierno nacional. Se incorporará como nave insignia de la flota marina en la Administración de Parques Nacionales.

El Gobierno nacional inició este viernes la reparación del buque Capitán Oca Balda, que hasta ahora tenía a Mar del Plata como puerto de operaciones, el cual será incorporado como nave insignia de la flota marina en la Administración de Parques Nacionales (APN) para fortalecer la conservación de las áreas protegidas del Mar Argentino.

Esa tarea quedó a cargo del Ministerio de Ambiente y Desarrollo Sostenible, cuyo titular, Juan Cabandié, consideró que “el buque Oca Balda será un hito para la historia de Parques Nacionales” porque permitirá “la protección de las áreas marinas y colaborará también con la protección de la fauna ictícola” del país.

La reparación del Oca Balda se inscribe en la implementación de la Ley de Áreas Marinas Protegidas Nº 27037, que sentó las bases para la protección y conservación de espacios marinos representativos de hábitats y ecosistemas de importancia nacional.

El buque de investigación pesquera Capitán Oca Balda es el tercer buque incorporado al Inidep. Fue construido en 1983 en el Astillero Jansen de la ciudad de Leer, Alemania.

Se trata de un barco diseñado específicamente para la investigación pesquera y ambiental. Su nombre fue elegido en homenaje al Capitán de Fragata José A. Oca Balda (1887-1939). Este oficial de la Armada publicó trabajos sobre economía, fomento de la marina mercante nacional, industria pesquera, plantas mareomotrices en la Patagonia e investigaciones hidrográficas en el Mar Argentino.

La iniciativa oficial que encomendó su reparación es el resultado del trabajo sinérgico de distintos organismos nacionales y de éstos con la provincia de Buenos Aires.

A nivel Nación, tal articulación comprende al Ministerio de Ambiente y Desarrollo Sostenible, que a través de la APN operará el buque; la cartera de Defensa, que aportó los tripulantes de la Armada Argentina para el traslado de la nave desde Mar del Plata a Ensenada, donde se encuentra el Astillero Río Santiago; y el Ministerio de Agricultura, que mediante el Instituto Nacional de Investigación y Desarrollo Pesquero (Inidep) sumó el barco que tenía originalmente bajo su dependencia.

En la reparación, que según las autoridades demandará siete meses, aquel astillero brindará de manera gratuita la mano de obra, mientras que la Fundación Wyss Argentina aportó una donación de 100.000 dólares.

El acto de inicio de la reparación estuvo encabezado por Cabandié, quien destacó: “La incorporación del buque Capitán Oca Balda nos permite avanzar en una deuda que tenemos sobre la conservación de las áreas marinas y la fauna ictícola”.Foto: Télam

Foto: Télam

“Es un hito para la Administración de Parques Nacionales, que estará a cargo de las acciones para el cumplimiento de la ley de Áreas Marinas Protegidas”, agregó el funcionario.

En otro tramo de su discurso, Cabandié dijo que el buque constituye “un instrumento de envergadura para custodiar las áreas marinas protegidas y para colaborar con distintos organismos en una sinergia que pone bien en alto el rol del Estado”.

Y reflexionó sobre la necesidad de buscar coincidencias entre “todas y todos los argentinos para construir una Argentina donde exista desarrollo territorial para todas las provincias (y) “no concentrar todo en un solo puerto”.

El funcionario caracterizó como “un orgullo para la Patria” a los trabajadores del astillero.

“Ojalá -dijo Cabandié-, tengamos una cantidad enorme de proyectos como este para encarar, porque va a ser un signo de la recuperación de nuestro andamiaje productivo tan necesario para el desarrollo de nuestra Argentina que padece profundas desigualdades”, concluyó.

En tanto, el presidente del directorio de la APN, Daniel Somma, destacó que “la presencia de Parques Nacionales en las áreas marinas constituye un nuevo desafío, promoviendo el conocimiento científico, el desarrollo tecnológico y la innovación productiva en el Atlántico Sur”.

Para Somma, la iniciativa pretende además “crear una cultura del mar en la sociedad argentina, que fomente el uso sostenible de los recursos naturales marinos y el crecimiento de la industria nacional asociada”.

Entre quienes también participaron del acto, estuvieron la directora Nacional de Áreas Marinas Protegidas, Mercedes Santos; el intendente de Ensenada, Mario Secco; el subsecretario de Coordinación Institucional, Pablo Nuñez; la coordinadora Ejecutiva del Programa Pampa Azul, Carolina Vera y el presidente saliente de ARS, Ariel Basteiro (será el próximo embajador argentino ante Bolivia).

También asistieron el presidente entrante de ARS, Pedro Wasiejko; el director de Buques del Inidep, Alejandro Latte; el director Ejecutivo de Aves Argentinas, Hernan Casañas; la referente de la Fundación Wyss Argentina, Ana Flores; y representantes de Prefectura Naval Argentina. Fuente: La CapitalMDP

Intro Nueva Edición Revista
A buen Puerto
Abril 2021
Ver publicación online aquí Revista A Buen Puerto - Abril 2021 - "La hora del Magdalena".