El Canal de Panamá publicó cómo se garantiza el tránsito seguro y confiable, basados en lo que la UNCTAD ha descrito como una “cultura de seguridad ante todo”, entre los aspectos en los que hace énfasis se encuentran:

1. Control del práctico del Canal
En el Canal de Panamá se cede el control del buque durante el tránsito. Esto se debe a que el tránsito por la vía interoceánica implica una serie de complejas maniobras de navegación, incluido el paso a través de las esclusas. Para garantizar la seguridad de cada tránsito, se requiere que los prácticos del Canal, aborden y dirijan todas las embarcaciones de principio a fin. Sus años de experiencia y su profundo conocimiento de las corrientes y las esclusas garantizan que cada embarcación atraviese el Canal de forma segura. 

Dado que los prácticos, al igual que otro personal del Canal, deben abordar cada buque e interactuar con la tripulación, se han reforzado los protocolos de salud en medio de la pandemia. Estos protocolos permanecerán vigentes el tiempo que sea necesario, para garantizar la seguridad continua de los clientes y fuerza laboral. 
 

2.  Escoltas de remolcadores 
Para complementar la experiencia del práctico guiando los tránsitos por el Canal, de igual forma se requiere que los remolcadores acompañen a las embarcaciones a lo largo del tránsito por cualquier eventualidad. Esto incluye su paso por el Corte Culebra, el tramo más estrecho de la vía interoceánica. Este protocolo es fundamental, especialmente para los buques neopanamax, el más grande de los cuales puede transportar alrededor de 15,000 TEU.


3. Manejo del agua
Mantener niveles estables de agua es otro componente crítico para salvaguardar un buen servicio, ya que las operaciones dependen del agua dulce de los lagos Gatún y Alhajuela. En respuesta a la reciente variabilidad climática, el equipo del Canal de Panamá ha adoptado medidas de conservación para mantener un nivel de calado que nos permita maniobrar con seguridad los barcos a través del Canal. 

Como solución a más largo plazo, también se avanza en la precalificación para el diseño, construcción e implementación de un sistema robusto de gestión del agua que garantizará suficiente agua, no solo en volumen, sino también su calidad y control durante los próximos 50 años. Esto implicará la adopción de tecnología para pronosticar adecuadamente los niveles de agua y controlar de manera efectiva el flujo de agua en los canales de navegación. En este sentido, el Canal espera realizar su mayor inversión desde el Programa de Ampliación para asegurar la disponibilidad de agua a largo plazo.


4. Mantenimiento y modernización continuos
Sin embargo, el proyecto del agua es solo uno de las inversiones que se hacen de manera continua para garantizar que las operaciones sigan siendo seguras y confiables. Cada año, el Canal de Panamá destina más de 250 millones de dólares en su programa de mantenimiento e invierte aproximadamente 200 millones de dólares en proyectos que van desde el reemplazo de equipos flotantes hasta la modernización de la infraestructura crítica, entre otros. 

El dragado es un ejemplo de un esfuerzo de mantenimiento continuo particularmente importante, ya que hay deslizamientos y sedimentación constante proveniente de las fuentes de agua natural que alimentan los lagos. Para asegurar que las embarcaciones siempre tengan un calado y un ancho de canal adecuados, el equipo del Canal draga la vía marítima casi a diario, manteniendo áreas operativas estrechas como el Corte Culebra y limpiando el fondo de todos los canales de navegación.
 

En la comunicación explican que todos los proyectos se planifican cuidadosamente para que no haya interrupciones en las operaciones del Canal. En los próximos años, planean invertir alrededor de 3 mil millones de dólares en dragado, proyectos de infraestructura y otros esfuerzos de modernización para garantizar que se siga brindando un servicio ininterrumpido.

Según manifiestan, éstas prácticas, combinadas con muchos otros procedimientos de seguridad, son la razón detrás del largo historial de operaciones seguras y confiables del Canal de Panamá. Que les permiten adaptarse y responder a circunstancias imprevistas, mientras se mantiene el movimiento del comercio mundial. A medida que la economía global se recupera – aseguran – continuaran preservando este principio de seguridad. Fuente: Canal de Panamá

Intro Nueva Edición Revista
A buen Puerto
Abril 2021
Ver publicación online aquí Revista A Buen Puerto - Abril 2021 - "La hora del Magdalena".