Maersk es la primera en encargar grandes buques neutros en carbono que puedan navegar de China a Europa

La naviera de contenedores Maersk anunció este martes que invertirá 1.400 millones de dólares en una flota más ecológica.  

La compañía danesa ha encargado ocho nuevos buques, cada uno de los cuales cuesta 175 millones de dólares, que pueden ser propulsados por metanol de fabricación limpia en lugar de un combustible a base de petróleo.

Maersk espera recibir los buques de los astilleros de Hyundai Heavy Industries a principios del 2024 y tiene una opción para cuatro más al año siguiente, lo que la convierte en la primera compañía de transporte de contenedores que encarga grandes buques neutros en carbono capaces de navegar desde China a Europa y a través del Pacífico.

«Se trata de una señal firme para los productores de combustible de que la demanda del mercado de los combustibles verdes del futuro está surgiendo a gran velocidad», dijo el director ejecutivo de Maersk, Soren Skou. Más de la mitad de los 200 mayores clientes de la empresa han fijado objetivos científicos o de carbono cero para sus cadenas de suministro o están en proceso de hacerlo, reza el comunicado.

En febrero, la empresa indicó que todos los buques de nueva construcción de su propiedad podrían utilizar combustibles neutros en carbono. También anunció que en el 2023 contará con un pequeño buque portacontenedores que podría funcionar con versiones limpias de metanol y puede transportar unos 16.000 contenedores.

Transición ecológica en el sector
El transporte marítimo representa casi el 3% de las emisiones de dióxido de carbono de origen humano, las cuales siguen en aumento, según datos de la Organización Marítima Internacional. El año pasado entraron en vigor las normas de dicha organización destinadas a frenar la contaminación atmosférica limitando el contenido de azufre del combustible marítimo, lo que ha tenido una clara influencia en el sector.

Otras empresas de transporte marítimo también han empezado a hacer la transición hacia una variante más ecológica. El propietario de petroleros Euronav NV ha encargado nuevos buques capaces de funcionar con amoníaco y gas natural licuado. Asimismo, el comerciante de materias primas Cargill Inc. ha dicho que planea añadir las llamadas ‘velas de ala’ a parte de su flota. Fuente: RT

Intro Nueva Edición
Revista
A buen Puerto
Octubre 2021
Ver publicación online aquí Edición Especial Zárate Campana 2021